AVIDA 

La Comunidad pone en marcha un proyecto de atención a víctimas de abuso y agresión sexual.El maniquí, como icono principal de la campaña, representa dos aspectos: por un lado, el del abusador que ve a la otra persona como un objeto y, por otra parte, la agredida, que no dice nada. Bajo el eslogan, Sin un sí, NO, se pretende alentar a la víctima a que denuncie cualquier acto con indicio sexual que se cometa sin su consentimiento y que puede consistir, por ejemplo, en un simple tocamiento.En la cartelería de esta campaña se formula una serie de recomendaciones a seguir por parte de las mujeres agredidas, como el no cambiarse de ropa ni lavarse, acudir al centro hospitalario más cercano o a la comisaría de Policía o puesto de la Guardia Civil más próximo.La campaña de concienciación de la Comunidad va dirigida a toda la ciudadanía, pero también a las mujeres que han sufrido violencia sexual, su entorno familiar y afectivo, y a los y las profesionales tanto de recursos especializados como de otros ámbitos.

¡ Campañas con mucha fuerza emocional¡ ¡campañas con mucha profesionalidad¡